sábado, 2 de junio de 2012

Esta fangirl ve: Blancanieves y el cazador







Sinopsis: En la aventura épica de acción Blancanieves y la leyenda del cazador, Kristen Stewart (Blancanieves) encarna a la única mujer que se supone supera en belleza a la malvada reina (la oscarizada Charlize Theron) decidida a destruirla a toda costa. Pero la pérfida soberana ignora que un cazador (Chris Hemsworth) cuya misión era matarla, ha enseñado a la joven a defenderse.




Nunca he sido fan de las princesas. No me agradan. Sin embargo, fui a ver esta versión de Blancanieves. La verdad es que me convenció Chris Hemsworth porque Kristen Stewart se me hace una mala actriz. Tampoco es pésima, simplemente me causa conflicto su limitada cartera de expresiones faciales. Aunque cuando veía el trailer, me atrajo la idea de una Blancanieves badass que pelea contra la bruja mala en vez de sentarse bajo un árbol a esperar a que el príncipe fuera a su rescate. Eso y que parecía que Alicia en el país de las maravillas cobró vida dentro de este cuento.

Todos conocemos el cuento de esta princesa así que no lo repetiré, pero haré público mi fanatismo hacia la Reina Ravenna. A mí parecer, lo mejor de la película es la actuación de Charlize Theron: es tan maldita la bruja/reina que yo tuve miedo. Cuando le quita su juventud a las chicas, se ve tan creepy. Y me encanta que a pesar de todo eso, la reina mantiene esa actitud "bitch, please" y hasta cae bien. Al menos, me agradó más que Blancanieves.

Luego tenemos al cazador sin nombre, porque en toda la película, jamás supe si se llamaba David, Mark, Colin o algún otro tipo de nombre inglés, quien primero va en la búsqueda de la princesa, luego la ayuda y al final se enamora. Es divertido que este personaje sea un borracho viudo con la cara del increíblemente sexy Thor, digo Chris, ya que esa apariencia tan ruda me hacía reír demasiado. En realidad, el mejor diálogo de la película es de él cuando, en una escena, le arranca la parte de abajo del vestido a Blancanieves y le dice "no te ilusiones". Aaaaay Chris...

El príncipe William era amigo de Blancanieves desde su infancia pero se separaron cuando Ravenna se hizo con el poder. Ahora que sabe que su chica está viva, va a buscarla y está dispuesto a morir por ella. Si a eso le suman un acento inglés, la combinación es perfecta.

Sabemos que Blancanieves y el cazador tiene un final feliz porque así son los cuentos de hadas pero podemos esperar una pelea entre la princesa y su madrastra malvada en medio de una pelea de ejércitos que, por algún motivo, me hacía pensar en el diálogo "¡POR NARNIA!". Al parecer, las escenas mostradas en el trailer acerca de esta lucha eran las mejores, porque tampoco es que exista mucha batalla.

Cuando se acerca el final de la película, la única cuestión a resolver es a quién elegirá Blancanieves: ¿al príncipe o al cazador? Se echan sus miraditas coquetas y entonces... FIN. Así es, el final deja claras intenciones de una secuela basada en el triángulo amoroso de esta mujer. Algo, en mi opinión, absolutamente inncesario.

Y sólo por ese final tan malo y porque Kristen Stewart necesita expresar más sus emociones...

Calificación: 3/5 


2 comentarios:

  1. Sí, estoy atraída por la historia y por Chris. Al igual que tu, pienso que Stewart tiene un problema con las expresiones faciales. Lo peor, es que es extraña pero se supone que al actuar, debería abandonar todo aquello. En fin, planeo ir a verla... cuando haya moneditas.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. verdad que sí? no sé si parte de su actuación deba seguir sin expresiones o qué, pero bueeeeeno xD

      saludos a ti también :)

      Eliminar