martes, 20 de noviembre de 2012

Esta fangirl lee: You don't have to say you love me

You don't have to say you love me, libro escrito por Sarra Manning, retrata la vida de la dulce y estudiosa Neve Slater, quien siempre sigue las reglas. Y la regla número uno es que las chicas buenas, pero gordas no consiguen chicos lindos y atractivos como William, el dueño del corazón de Neve desde la universidad. Sin embargo, William ha estado en Los Ángeles durante tres años, y Neve ha adelgazado y se ha reinventado a sí misma, para que cuando él regrese caiga de rodillas enamorado de ella, nueva y mejorada.

Así que no está interesada en otros hombres. Hasta que su hermana Celia señala que si Neve quiere que William crea que es una experimentada diosa del amor y no la inexperta y torpe chica que él dejó atrás, entonces sería mejor que consiguiera algo de, bueno, experiencia. Neve necesita alguien con quien entrenar, alguien como el compañero de Universidad de Celia. El malvado, superficial, sexy Max. Y ya que él es un mujeriego, y Neve no es su tipo, seguramente no se enamoraría de él. Porque William es el hombre para ella… ¿Verdad? En algún sitio entre la pérdida de peso y la pérdida de sus inhibiciones, Neve pierde su corazón… ¿Pero para quién? 


_______________
Fangirleando:  No conocía a esta autora inglesa pero ¡me he enamorado de su forma de escribir y de este libro! Simplemente lo amé, me encantó, es perfecto... Quizá no sea la súper historia de la vida, la trama parte de un cliché conocido y demás pero la forma de escribir de Sarra Manning hace que no te importe todo lo anterior porque los personajes, sobre todo Neve, es EL vivo retrato de al menos el 90% de la población femenina mundial... con algunas variaciones.

Resulta que Neevy como la llaman de cariño ha pasado la mayor parte de su vida con sobrepeso y no sólo fueron unos kilitos de más, fue un caso excesivo de peso que obviamente no la hizo pasar el mejor periodo de su vida. Así que se decide bajar hasta la talla 10 y reformarse totalmente para el regreso de William, quien lleva tres años lejos de Londres y el amor platónico de esta mujer. Ahora mismo está en la talla 16 y a pesar de que tiene 6 meses para cumplir su meta y enamorar a William, hay un problema: Neve no tiene ni idea de relaciones y es una mujer de 25 años. ¿La solución? Conseguir una relación panqueque donde básicamente ella utiliza a un hombre para aprender a tener una relación.


Y para eso está Max, el jefe de su hermana y el chico malo de la historia. La primera vez que se conocen, Max la nalguea LOL enfrente de todos y Neve se enoja tanto que ni siquiera le impresiona este hombre sexy que conoce a un montón de celebridades, es invitado a todas las fiestas VIP de Londres y ninguna mujer se le resiste... Entonces, si ninguno de los dos corre el riesgo de enamorarse, ¿cuál es el problema en que Max y Neve intenten una relación panqueque me encanta el término xD? Y aunque nadie está de acuerdo con la idea, Neve decide llevarla a cabo.

Y resulta que debajo de todo el ego y el sarcasmo, Max es una buena persona. Hasta tiene un perro que se llama Keith xD; sin embargo, no sólo eso eslo que me gustó de Max sino el hecho de que es el típico chico malo mujeriego que tiene su corazoncito y lo encuentra gracias a Neve, porque los dos son personas muy extrañas pero se complementan a la perfección. Tienen el mismo sentido del humor, les gusta el scrabble, se burlan de las personas por las mismas razones superficiales... Y Max es un amor, pues le demuestra a Neve en cada segundo que ella es una mujer hermosa más allá de la talla que tenga y sñi, jamás será perfecta pero ¡eso es lo que la hace una mujer de verdad!

Neve me encantó como personaje porque a pesar de que es el personaje con la más baja autoestima que he leído en un montón de tiempo, es bastante real. Digo, ¿qué mujer no se ha sentido insegura respecto a su cuerpo? Ahora imaginen a Neevy, quien pasó toda su vida siendo criticada por lo anterior... Y lo interesante de esta protagonista es que sí, te desespera muchas veces porque en serio no puedes creer que no se de cuenta del cambio de Max hacia ella y que viva pensando que una talla la hará más feliz, pero cuando terminas You don't have to say you love me, no sólo te das cuenta del GRAN crecimiento por el que atravesó Neve, tanto a nivel físico como psicológico y personal. De igual manera, Max, a quien básicamente su terapeuta le dijo que no podía sostener una relación y termina vuelto loco de celos por culpa del Sr. California alias William.  

¡¿Cómo no amarlo?!


Ya por el final, resulta un poco obvio para donde se dirige la historia porque Max y Neve EN SERIO tienen química xD y existen algunas escenas "subidas de tono" pero nada vulgar, de hecho resulta comprensible por el hilo de la trama. Y si no se enamoran de Max, es que no tienen corazón xD. You don't have to say you love me no sólo es una historia de amor entre chico malo/chica buena sino también un libro de aprendizajesobre aceptarse y quererse como uno mismo y estar con la persona que nos aprecie tal cual somos.

Calificación: 5/5 porque amo a Max




No hay comentarios:

Publicar un comentario