martes, 12 de agosto de 2014

Esta fangirl lee: The Liberator


The Liberator, segunda parte de la trilogía Dante Walker, escrita por Victoria Scott.


Dante tiene un brillante nuevo brazalete alrededor de su tobillo, y no le gusta ni un poco ese lío. Su nuevo accesorio viene directamente del propio Gran Hombre y marca al demonio como un libertador. A pesar de su áspero pasado y maneras de chico malo, a Dante Walker se le ha concedido una segunda oportunidad.

Cuando a Dante se le asigna su primera misión como un libertador para salvar el alma de una adolescente de diecisiete años de edad, Aspen, él sabe que puede hacerlo. Pero Aspen le recuerda la vida rebelde que él solía vivir y se le esta haciendo difícil resistirse a tentaciones tan pecaminosas. Aunque Dante está comprometido a vivir limpio para su novia Charlie, este tío ha sido un playboy por mucho tiempo... y los viejos demonios se resisten a morir.

Con Charlie convertiéndose en la chica que nunca creyó ser capaz de ser antes del cambio de imagen y Aspen mostrándole lo delicioso que se siente al abrazar a su bestia interior, Dante tendrá que ir a un lugar que nunca pensó que volvería a ir con el fin de lograr lo imposible: salvar a la chica a la que ha sido asignado, y mantener a la chica que ama.



__________________
Fangirleando: Cuando leí The Collector, quedé bastante satisfecha con el resultado porque no es un mal libro, tampoco es el mejor, pero es divertido xD Así que leí The Liberator porque la continuación prometía... Y me decepcionó. Un poco.

The Liberator comienza justo donde terminamos en el libro anterior: Dante ahora trabaja para el Gran Hombre en vez de para que el equipo malvado, Charlie se está acostumbrando a su nueva imagen y a ser la chica de Dante y la vida más o menos ha seguido su curso para el resto de los personajes. Pero para demostrar que Dante pertenece al equipo de los buenos, deberá llevar a cabo su primera misión: salvar el alma de Aspen, una chica mucho más parecida a él de lo que está listo para soportar.

Lo que me encanta de Dante, tanto como narrador y protagonista, es que es muy sencillo de sentir simpatía por él, tiene un sentido del humor demasiado gracioso y relata la situación tal cual. Además, ¡Dante es de los chicos malos! Así que en este sentido, la novela no me decepcionó porque seguimos leyendo al mismo personaje que bien podría ser el mejor amigo de Kaidan Rowe de Sweet Evil xD.

El principal problema en cuanto al argumento fue Charlie. Y otro más, pero primero vamos con ella. ¡ES MUY DESESPERANTE! Charlie se la pasa sufriendo, haciendo cosas muy WTF, no hablando con Dante y demás, por lo menos, la mitad de la historia. Y cuando por fin REACCIONA, es tarde. Aunque hay que admitir que no es del todo su culpa, pues existen algunos aspectos del comportamiento de dante que dejan mucho que desear... Particularmente, si intención de salvar a Charlie sin detenerse a pensar qué demonios está haciendo.

El otro motivo que no me terminó por convencer de este libro fue su argumento. Existen sagas que pecan de algo que yo llamo "exceso de información", donde los autores se dan cuenta que en la cantidad de libros que tienen planeados, no podrán explicar TODO así que lo cuentan muy rápido y en grandes cantidades, por lo que como lectores nos puede tomar desprevenidos. O en mi caso, termino aturdida por los detalles del universo donde se desarrolla la historia. Aquí, Victoria Scott aprovechó que éste es el texto de transición al final de la trilogía y lo saturó de palabras.

The Liberator nos prepara para la conclusión de la trilogía Dante Walker. Que digo nos prepara, ¡NOS PREPARÓ! Porque The Warrior, la última parte, ya fue publicada pero todavía no la leo. No me pareció una mala continuación, es sólo que no fue igual de genial que la primera.


Calificación: 3/5 porque Dante es Dante. 



No hay comentarios:

Publicar un comentario